Menu

Alt Empordà

17/03/2017

Esta región de Gerona es la más virgen y tiene los monumentos mejor conservados de la provincia. Sus parques naturales, sus calas y costas rocosas, sus pueblos medievales…le confieren una gran personalidad y genuidad. No es por casualidad que muchos artistas se establecieron en el Alt Empordà, desde Dalí a nuestros días. Esta ruta nos permite acampar en paisajes paradisíacos y visitar los mejores museos de Cataluña.

Paramos en Figueres, la ciudad natal de Salvador Dalí, donde el artista hizo construir su famoso Teatro-Museo. Sólo por ver su arquitectura, del todo surrealista, el viaje ya vale la pena. El museo contiene obras de todos sus períodos y recomendamos no perderos la cara de Mae West, todo un hito en la carrera de Dalí.

dali

Al salir podéis hacer una visita al mercado semanal, abierto todos los jueves y sábados de 8h a 13h en la Plaza Catalunya, con productos bio de la región.

En el casco antiguo de Figueres se pueden degustar unas buenas tapas en lugares como Txots, Dynamic, Cal Music, Nou Savoya, Granada o Cal Carnisser. Para los amantes de la gastronomía recomendamos el restaurante Antaviana o el famoso Motel Empordà, así como el Hotel Duran. Bueno, bonito, barato y muy recomendable. También el restaurante Annie Hall del club de tenis. Desde allí recomendamos ir hacia el norte hasta el pantano de la Boadella, ideal para acampar en las instalaciones del Club Náutico.

nautic

Desde allí podemos visitar interesantes bodegas como las de Oliveda en Capmany, que lleva desde 1764 cultivando la vid. Hoy en día producen vinos con Denominación de Origen Empordà, cavas con DO Cava y licor de garnacha. En sus instalaciones se encuentra un museo con una gran colección de objetos y elementos relacionados con el mundo de la viticultura. También la población de Cistella nos ofrece más bodegas como Mas Vida en lo alto del puig Corcoll, a 1 Km del pueblo y a 11Km de Figueras, dedicada al vino y al aceite. Ofrecen visitas y todo tipo de actividades en la bodega.

poble

Ya más al norte podemos visitar el Castillo de Requesens que se sitúa en medio del Paraje de la Albera, un macizo fronterizo perteneciente a los Pirineos mediterráneos de una gran riqueza natural, con presencia de dolmens, ermitas y numerosos edificios medievales. El edificio actual es una reconstrucción neo-medieval del antiguo castillo del s. XIII y se debe llamar antes de la visita para confirmar.

Desde Boadella también podemos visitar Sant Llorenç de la Muga, cerca del cual se encuentran muchas pozas para bañarse en plena naturaleza. El recinto amurallado de época medieval destaca por su buen estado de conservación, así como la mayoría de las casas del casco antiguo.

riu

Las montañas de Sant Llorenç, de poca altitud, acogen una gran diversidad de caminos rurales, senderos y pistas forestales para realizar a pie o en mountain bike, con diferentes niveles de dificultad: el GR-11, la tanspirenaica en BTT, el Camino Natural de La Muga, los senderos locales, la red de itinerarios BTT de Salines Bassegoda o la red de senderos de Itinerànnia.

cami

A 7 km de Sant Llorenç hay la población de Albanyà, un pueblo aislado y tranquilo que presenta uno de los mejores ejemplares del románico primitivo catalán en la iglesia de Sant Pere. Albanyà se sitúa en un macizo que presenta una gran diversidad de hábitats forestales, pájaros de bosque y aves rapaces. Esta área pre-pirenaica está escasamente poblada y resulta ideal para hacer senderismo, deportes de aventura, rutas a caballo, en 4x4, etc. Es una zona ideal para acampar al aire libre, aunque también recomendamos el Camping Bassegoda Park, que linda con el Parque de Espacios de Interés Natural de la Alta Garrotxa.

camping

De Albanyà abandonamos el interior y nos dirigimos hacia la costa, hacia Port de la Selva. El recorrido es como un paisaje lunar, provocado por el ahogamiento del macizo de los Pirineos dentro del mar. El aislamiento de los pueblos, situados en pleno macizo, hace que conserven su carácter y peculiar arquitectura mediterránea.

tamariu

En Port de la Selva podemos bañarnos en Cala Tamariua y comer unas buenas tapas de pescado bien de precio en el restaurante Can Barcelino (C/ Mar 22).

En el pueblo recomendamos la Pizzeria Sol de Nit, el Bar Felip que hace unos buenos huevos fritos ecológicos, la tasca gallega o unas tapas en Can Parleta. A la entrada del pueblo hay un centro cívico que tiene pistas de fútbol y de básquet muy adecuada si vamos con niños. Port de la Selva también tiene un camping donde acampar, con piscina y a 1 km de la playa, en pleno parque natural:

Camping Port de la Selva Ctra. Roses a Cadaqués 17489 El Port de la Selva Gerona

Otra excursión posible es a la Selva de Mar, un pueblo pintoresco situado bajo la montaña de Sant Pere de Rodes que conserva muy bien su ambiente y arquitectura popular.

selva

El camino de Port de la Selva a Cadaqués es, a pesar de las curvas, impresionante, con fabulosas vistas sobre el Cap de Creus. Llegados a Cadaqués lo bonito es pasearse por el pueblo, visitar las galerías de arte y la iglesia barroca.

Tomar un café en el Casino es ya tradición, así como sentarse en la terraza del Café Marina para ver el mar. De noche es muy recomendable escuchar la música en vivo del Café de la Habana, desde el cual se tiene una panorámica muy bonita sobre la bahía.

Úrsula

Escrito por

Úrsula 17/03/2017
Utilizamos cookies de terceros para analizar la navegación de los usuarios y mejorar de este modo nuestros servicios. Si continuas navegando, aceptas el uso de cookies. Puedes cambiar la configuración u obtener más información sobre las cookies que empleamos en nuestra Política de Privacidad. Acepto